Ian Gibson y 'La berlina de Prim'

Un irland√©s en Espa√Īa

Ian Gibson se considera ante todo un hombre de letras, letras rom√°nicas en concreto, m√°s

Ian Gibson
Ian Gibson

que historiador. Y esa caracter√≠stica le hizo venir a Espa√Īa en b√ļsqueda de sus personajes. Es fundamentalmente bi√≥grafo del siglo XX, sobre todo de los a√Īos 1930. Sus personajes preferidos se encuentran entre los grandes literatos espa√Īoles de esa √©poca, aunque tambi√©n ha estudiado a fondo a Dal√≠ y a Bu√Īuel. 'Me fascina la √©poca de los a√Īos 30. Entr√© en el mundo de Lorca a los 18 a√Īos y no he salido nunca. Es el mundo de todo el entorno de la Rep√ļblica. Tan rico y tan denso a nivel pol√≠tico, musical, dram√°tico... y luego se vino abajo con la dictadura. Ha sido una aventura fant√°stica y sigue si√©ndolo.'

Ian Gibson vino a Espa√Īa durante la √©poca de la Transici√≥n (obtuvo la nacionalidad espa√Īola en 1984) pensando en que quer√≠a vivir a tope esta etapa, cosa que hizo. Se preve√≠a que iba a haber una alternancia en el poder de los dos partidos m√°s relevantes, pero sobre todo hac√≠a falta desterrar el odio y avanzar y crear la gran Espa√Īa. Cuando lleg√≥ acababa de publicar su primer libro sobre el asesinato de Lorca y estaba preparando su biograf√≠a.

Los historiadores brit√°nicos y Espa√Īa

A la pregunta de por qu√© los historiadores brit√°nicos que han escrito sobre Espa√Īa son de los m√°s conocidos, Ian Gibson nos responde con humor que 'Quiz√°s son los m√°s exhibicionistas, porque los franceses tienen hispanistas de primera fila fort√≠simos. Publican much√≠simo, pero no son tan conocidos. Hugh Thomas ha escrito sobre todo sobre la Guerra Civil. La falta de posibilidades de publicar por aquel entonces en Espa√Īa hizo que hubiera una gran demanda en Inglaterra y Estados Unidos. Ian Gibson es el √ļnico que vino y se qued√≥ en Espa√Īa. Vive la realidad espa√Īola desde el a√Īo 1978, d√≠a a d√≠a. 'Los dem√°s vienen y se van, esa es la diferencia. No es lo mismo ser hispanista a distancia que trabajar aqu√≠. Esto es un hecho.'

El siglo XIX

El siglo XIX es un siglo muy complicado a nivel político. Si además tenemos en cuenta que

Ian Gibson
Ian Gibson durante la entrevista

los partidos de hoy en d√≠a no se ponen de acuerdo acerca de la ense√Īanza, no es de extra√Īar que muchos no sepan quien fue Prim o Pi y Margal. Es dificil conocer esta √©poca a fondo, sobre todo teniendo en cuenta que muchos eran grandes personajes. Adem√°s geogr√°ficamente Espa√Īa es un pa√≠s complicado. Es el segundo pa√≠s m√°s elevado despu√©s de Suiza con unas comunicaciones dif√≠ciles. Hab√≠a reinos de Taifas por todos los lados. Es un territorio muy dif√≠cil. Y no olvidemos el clima. Organizar a este pa√≠s no fue f√°cil. Si lo comparamos con Inglaterra vemos que ah√≠ hubo m√°s continuidad, fue un imperio potent√≠simo, con medios, una cultura asentada de siglos y, sobre todo, sin invasiones o guerras civiles. Hay una cultura secular profunda. En cada pueblo hay una sociedad de historia local, con su archivero, su cementerio, su biblioteca donde van a hacer investigaciones... Esto ha creado un caldo de cultivo que en Espa√Īa no ha podido haber por sus propias circunstancias.

'La berlina de Prim'

Como escritor profesional, de vez en cuando se tiene la necesidad de hacer algo diferente. Ian Gibson se sent√≠a extra√Īado que nadie hablase de la I Rep√ļblica. Se hablaba de la II Rep√ļblica, pero de la primera poco se contaba. Poco a poco fue elaborando la idea de hacer una novela sobre una √©poca y un tema concreto del siglo XIX, ya de por s√≠ tan complicado. Y as√≠ surgi√≥ la idea de esta novela en la que nos relata los tiempos de la I Rep√ļblica y, m√°s en concreto, del sexenio progresista. La semilla fue germinando y di√≥ con un argumento que surgi√≥ del cementerio brit√°nico de M√°laga donde se encuentra enterrado un irland√©s que muri√≥ fusilado al lado de Torrijos, Robert Boyd. No s√≥lo muri√≥ all√≠ sino que antes hab√≠a pagado la expedici√≥n desde Londres. Era un liberal que odiaba a Fernando VII y hab√≠a conocido a Torrijos en Londres poniendo su fortuna a su disposici√≥n. La posibilidad de escribir sobre este personaje no entraba en los planes de Ian Gibson puesto que habr√≠a supuesto una investigaci√≥n demasiado larga y no dispon√≠a del tiempo requerido. Poco a poco fue surgiendo el general Prim, el sexenio y la revoluci√≥n del 68 y vio la forma de vincular ambos acontecimientos. As√≠ naci√≥ el personaje ficticio de un hijo ileg√≠timo de Boyd con una espa√Īola. Este hijo servir√≠a de nexo de uni√≥n entre ambas √©pocas. Conocer√≠a a Prim en Londres, al igual que su padre hab√≠a conocido a Torrijos. Y as√≠ naci√≥ 'La berlina de Prim'.

Ian Gibson
'La Espa√Īa que yo anhelo es la Espa√Īa de Machado Nu√Īez'

El sumario del magnicidio

Evidentemente la redacción de la novela requirió una investigación bastante profunda. Entre otros documentos Ian Gibson estudió el sumario del asesinato de Prim. Vió los libros del sumario físicamente en los Juzgados en la Plaza de Castilla y los estudió en el Archivo Histórico Nacional, donde se encuentra un microfilm completo. Pasó varios meses dedicado al estudio de estos documentos. Se lamenta Ian Gibson del estado en que están. No sólo faltan documentos, sino que parcialmente son illegibles, posiblemente por la forma inapropiada en que se han almacenado. Hay así grandes lagunas. También consultó otro documento que se encuentra en el Tribunal Supremo, el apuntamiento o resumen del sumario. Tampoco en este caso las condiciones fueron las mejores: una mesa destartalada, imposibilidad de hacer fotocopias, una luz que a veces no funcionaba.... y se trata de un documento que para los historiadores probablemente pudiera ser de gran utilidad, ya que donde en el original faltan partes, es posible que aquí se encuentren. Se trata de un documento que habría que restaurar primero, ya que hay páginas que no pueden separarse y se encuentra bastante deteriorado. Habría que digitalizarlo. A estas alturas debería ser un documento abierto a los investigadores. Hay que tener en cuenta que el asesinato de Prim cambió el rumbo de este país. Es una puerta que queda abierta a posteriores investigaciones de profesionales de la historia.

La libertad al escribir una novela

'La berlina de Prim' obtuvo el premio Fernando de Lara de 2012. El que el bicentenario del general Prim sea en el a√Īo 2014 es una casualidad. Ian Gibson llevaba ya a√Īos con la idea de la novela y, de hecho, no era consciente del pr√≥ximo bicentenario.

' La novela me ha permitido llegar a un p√ļblico al que no llego con mis libros de investigaci√≥n. Adem√°s he podido elaborar di√°logos, cosa que no se puede hacer cuando se escribe una biograf√≠a sobre un personaje real. No puedes inventar di√°logos.' Es la ventaja del novelista. Ian Gibson confiesa que este hecho le dio gran libertad. Evidentemente eran di√°logos inventados aunque siempre tratando de reflejar conversaciones posibles.

Uno de los personajes que m√°s le atrajeron de aquella √©poca y que se encuentra tambi√©n en 'La berlina de Prim' es el de Antonio Machado Nu√Īez. Ian Gibson conoci√≥ a este personaje cuando escrib√≠a la biograf√≠a de Antonio Machado. Se trata de su abuelo sin el que los hermanos Machado habr√≠an sido diferentes. Les permiti√≥ vivir un ambiente liberal y progresista. 'Cuando pongo en contacto al protagonista de mi novela con el personaje de Machado Nu√Īez ambos hablan sobre la situaci√≥n de Espa√Īa, a d√≥nde va, cu√°l ser√° su futuro. Esto me ha dado una libertad que antes no ten√≠a y que me ha fascinado. Claro que he le√≠do todo lo que public√≥ Machado Nu√Īez y as√≠ aprovecho sus escritos para darle vida a trav√©s de los di√°logos.'

La espa√Īa de Prim y la Espa√Īa de hoy

En esta novela el autor ha ido relatando lo que ha captado de la realidad de Espa√Īa durante a√Īos. Entre l√≠neas la novela tiene mucho que ver con la Espa√Īa de hoy. Era una manera de poder hablar de lo que est√° pasando ahora. 'La Espa√Īa que yo anhelo es la Espa√Īa de Machado Nu√Īez. No me gusta esta Espa√Īa de ahora, llena de conflictividad. La gran Espa√Īa culta, progresista, amplia y abierta todav√≠a no ha nacido. Si el libro tiene alguna fuerza ser√° hacer pensar al lector que todav√≠a hay mucho que hacer.'

'Espa√Īa es un pa√≠s muy complejo. Mi maestro, Gerald Brenan, en su libro 'El laberinto espa√Īol' habla de esta complejidad y ahora estamos en una situaci√≥n parecida. Se cre√≠a que con Europa el pa√≠s iba a avanzar, que iba a haber un pacto entre los dos grandes partidos de cara a los problemas fundamentales. Cuando ves que no es as√≠, sientes una gran desaz√≥n y tristeza.'

Personajes alrededor de Prim

El general Prim era un hombre muy envidiado. Era valiente, siempre al frente de sus Ian Gibsonhombres y tenía carisma. Era muy europeo y tenía don de gentes. Era el hombre más poderoso del país.

Entre los personajes que rodearon a Prim, Ian Gibson destaca al duque de Montpensier. Era el hijo del rey de Francia, llevaba veinte a√Īos viviendo en Sevilla, era multimillonario y quer√≠a ser rey de Espa√Īa. Ian Gibson no va a escribir la biograf√≠a de Montpensier, pero piensa que es uno de los personajes clave de su √©poca y que deber√≠amos contar con un estudio profundo del personaje. Era un hombre muy pragm√°tico, moderno, quiz√°s habr√≠a sido un buen rey, qui√©n sabe. Otro personaje muy interesante es el general Serrano. Era regente, lo que significaba ser casi jefe de estado. Cuando lleg√≥ Amadeo de Saboya, Serrano se vi√≥ relegado a un segundo lugar. Que tuviera que ver con el asesinato ya es otra cosa.

Otro personaje llamativo es Paul y Angulo que se merece un nuevo estudio. La mayoría no sabe ni siquiera quién fue. Ian Gibson no cree en su implicación en el asesinato.

'Espa√Īa necesita m√°s biograf√≠as sobre sus personajes relevantes'

'En cada p√°gina de mi libro hay pistas para futuras investigaciones.' Para Ian Gibson es la hora de que venga gente j√≥ven y tome el relevo. 'Se ha creado una amnesia hist√≥rica en este pa√≠s.' Una forma de conocer la propia historia son las biograf√≠as. Por poner un ejemplo, de Lord Byron debe haber m√°s de 25. Siempre hay alguien que descubre alg√ļn aspecto nuevo del biografiado.

Ahora Ian Gibson acaba de entregar la primera mitad de su biograf√≠a sobre Bu√Īuel. Posiblemente publique a partir de ahora m√°s novelas o ensayos. Una biograf√≠a lleva como minimo cinco a√Īos de preparaci√≥n. No obstante nos quedar√° la segunda parte de la biograf√≠a sobre Bu√Īuel que promete ser apasionante. Igual de apasionante que poder charlar con una persona tan interesante y cercana como este irland√©s-espa√Īol que vive Espa√Īa con los cinco sentidos.

Fotograf√≠as: Rafael Casta√Īeda Fotograf√≠a

Artículos relacionados:

El General Prim: Una breve biografía

Emilio de Diego, una lección de historia

José María Fontana Bertán y el Magnicidio

María José Rubio y el legado del General Prim

Sandra Cerro: Estudio grafológico del General Prim

Borja Ortíz de Gondra lleva al General Prim al teatro

 

RSS feed Nuestra página en Facebook

@Copyright Mª Dolores Diehl Busch (Texto), Rafael Castañeda Velasco(Fotografías). Todos los derechos reservados.

Patrocinado por  Keydomo S.L.