Los espejos del alma. Paisaje alemán en el Romanticismo

Dentro del complejo mundo del Romanticismo hay dos puntos clave. Su origen teórico parte de Alemania. Tuvo sus primeras muestras en la literatura y en el estudio de las obras de arte de la Edad Media que habría de ser el ideal artístico. El segundo punto clave es que es el movimiento pictórico que da personalidad propia al paisaje, que pasa de ser 'fondo' de la obra a motivo principal de la misma. El paisaje es el género romántico básico y recoge por tanto todas las novedades del mismo.

El pintor romántico ve la naturaleza desde el punto de vista del ser humano, se extasía ante la belleza de ella y esta belleza le llevará al mundo sublime, divino. El paisaje representa un estado de ánimo y el hombre es un ser indefenso y diminuto en él.

Es también en este momento en que el artista sale del estudio o taller para pintar en la misma naturaleza. Este hecho hace que haya tantos dibujos, ya que no era fácil entonces pintar con óleo o acuarela al aire libre.

El Romanticismo da un gran valor al indivíduo y es por esto que encontramos también tantos estilos diferentes entre los artistas de la época, es su individualidad la que importa.

También cabe reseñar que es un movimiento 'nacional' donde el artista quiere mostrar su amor por la patria, su ciudad o región.

El paisaje romántico alemán se centró en dos ciudades hacia comienzos del siglo XVIII: Munich (Baviera) y Dresde (Sajonia) cada una con sus características propias.

La escuela de Munich fue fundada en 1808. Tenía una cátedra de paisaje a cargo de Johann Georg von Dillis. Partía de una concepción clásica del paisaje evolucionando rápidamente hacia el paisaje romántico. Defendió la pintura al aire libre, dió gran importancia a la luz y al color en el dibujo. El apunte se realizaba al natural a lápiz o pluma para posteriormente terminar en el estudio la obra a acuarela. Sus principios pictóricos sentarán las bases de la escuela de Munich.

La escuela de Dresde se caracteriza por el carácter espiritual de sus obras influídas por el protestantismo. Adrian Zingg fue el precursor de esta escuela. Captó sobre todo los paisajes locales llenos de sensibilidad y espiritualidad. Esta escuela utilizó los colores sepia y dió gran importancia a la luz. Caspar David Friedrich será el máximo representante de esta escuela con el que el paisaje llegará a su máximo misticismo.

La más antigua escuela sería la de Berlin y su máximo exponente Friedrich Schinkel, aunque sería Carl Blechen el que diera relevancia al paisaje. Característica de la escuela de Berlin es su apego a la realidad. Blenchen dió gran importancia tanto al realismo como a la luz. Entre sus cuadros encontramos representaciones de ruinas góticas, otra de las características de la pintura romántica que quiere reflejar en las ruinas el paso del tiempo.

La exposición 'Los espejos del alma. Paisaje alemán en el Romanticismo' ha podido visitarse desde dociembre 2012 hasta marzo 2013 en el Museo del Romanticismo. Muestra veinte dibujos y acuarelas todas procedentes del Museum Kunstpalast de Duesseldorf. La exposición fue comisariada por Asunción Cardona Suanzes, directora del Museo Romántico y Gunda Luyken, conservadora jefe del departamento de dibujos y grabados del Museum Kunstpalast de Duesseldorf.

Fotografías: Rafael Castañeda Fotografía

Fuentes: Los espejos del alma. Paisaje alemán en el Romanticismo. VV.AA. Museo del Romanticismo. 2013

Meyers Konversationslexikon online. Verlag des Bibliographischen Instituts, Leipzig und Wien, Vierte Auflage, 1885-1892

Johan Georg von Dillis
'Vista sobre Adolfseck en el Rheingau' (1788) de Johan Georg von Dillis (1759-1841); pluma, acuarela, grafito y tinta china sobre papel; 27,1 x 36,1cm
Wilhelm Alexander Wolfgang von Kobell
'Jinete y campesina en un paisaje con lago' (1826) de Wilhelm Alexander Wolfgang von Kobell (1766-1855); acuarela sobre papel; 25,5 x 21,8cm
Adrian Zingg
'En la dehesa de Ostra' de Adrian Zingg (1734-1816); pluma y acuarela sobre papel verjurado; 33,2x23,6cm
Caspar David Friedrich
'Casa de labranza a los pies de un monte' (1799) de Caspar David Friedrich (1774-1840); pluma, aguada y grafito sobre papel verjurado; 23x19cm
Carl Gustav Carus
'El valle del Inn, cerca de Brennbichl' (hacia 1854) de Carl Gustav Carus (1789-1869); grafito con realce de pigmento blanco sobre papel verde azulado; 22x30cm
Ernst Ferdinand Oehme
'Montículo de tierra' de Ernst Ferdinand Oehme (1797-1855); acuarela y grafito sobre papel; 13,4x19,7cm
Adrian Ludwig Richter
'Canción del atardecer' (1871) de Adrian Ludwig Richter (1803-1884); pluma, acuarela; 17,7x27,8cm
Elise Concordia Crola
'Vista sobre el Elba a través de una ventana de la ruina de Schreckenstein' (1840) de Elise Concordia Crola (1809-1878); acuarela y grafito sobre papel; 35,2x23,1cm
Carl Blechen
'Iglesia gótica en ruinas' (1829-1831) de Carl Blechen (1798-1840); acuarela y grafito, realces con pigmento blanco sobre papel ahuesado; 41,8x34,8cm
Franz Theobald Horny
'Vista de Subiaco con campesinas' (1821) de Franz Theobald Horny (1798-1824); pluma y acuarela a dos tintas, grafito sobre papel ahuesado; 22,6x26,2cm
Johann Anton Alban Ramboux
'Paisaje cerca de Ariccia' (1820) de Johann Anton Alban Ramboux (1790-1866); grafito sobre papel; 21,9x30,6cm
Heinrich Dreber
'Paisaje heróico con campesinas junto a una fuente' (1847) de Heinrich Dreber (1822-1875); acuarelas y grafito sobre papel; 28x37,8cm
Ernst Fries
'Estudio de torrente glaciar' (1822) de Ernst Fries (1801-1833); acuarela, tiza y realces con pigmento blanco sobre papel azul; 36,6x41,3cm
Johan Christoph Erhard
'Junto al puente Salario' (1820) de Johan Christoph Erhard (1795-1822); acuarela y grafito sobre papel; 14x20,5cm
Carl Friedrich Lessing
'Paisaje del Harz con soldadesca y una aldea en llamas' (1876) de Carl Friedrich Lessing (1808-1880); pluma y acuarela con realces de pigmento blanco; 39,5 x 54cm
Caspar Johann Nepomuk Scheuren
'Ruinas de la caltedral de Altenberg desde el suroeste a la luz de la luna' (1878) de Caspar Johann Nepomuk Scheuren (1810-1887); pluma, acuarela, temple; 41,8 x 56,4cm
Wilhelm Camphausen
'Tristan y Kaedin acechan a escondidas el paseo de Isolda' (1843) de Wilhelm Camphausen (1818-1885); acuarela y grafito, realces con pigmento blanco sobre papel grisáceo; 46,4 53,5cm
Andreas Achenbach
'Ermita' de Andreas Achenbach (1815-1910); acuarela y grafito sobre papel verjurado; 20,9 x 42,5cm
Oswald Achenbach
'Paisaje italiano' (1848) de Oswald Achenbach (1827-1905); pluma y aguada, tinta negra y pigmentos de color sobre papel ahuesado; 24,7 x 35cm
Adolph Friedrich Erdmann von Menzel
'Pared con rico portal' (1853) de Adolph Friedrich Erdmann von Menzel (1815-1905); acuarela, temple; 20,5 x 27,5cm

 

 

RSS feed Nuestra página en Facebook

@Copyright Mª Dolores Diehl Busch (Texto), Rafael Castañeda Velasco(Fotografías). Todos los derechos reservados.

Patrocinado por  Keydomo S.L.